Los asesores fiscales critican los continuos cambios en el IVA, IRPF e impuesto de Sociedades

Asesores Fiscales critican continuos cambios en el IVA, IRPF e impuesto de SociedadesEl Gobierno central creó de media, entre 1991 y 2005, 3,89 normas nuevas al mes relativas al Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA), el de Sociedades o el impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF).

Así lo aseguró ayer el presidente de la Asociación Española de Asesores Fiscales (Aedaf), Rubén Candela, quien participa en el CCVII congreso de esta asociación que se celebra hasta el sábado en Córdoba y que reúne a más de trescientos especialistas del sector para analizar el panorama de la fiscalidad en España.

Candela señaló que esas cifras revelan “la inestabilidad normativa” ante un panorama fiscal “muy complicado porque no hay quien tenga tiempo de asimilar los cambios”.

Además, hizo referencia a los diferentes ejecutivos que han pasado por el Palacio de la Moncloa porque “gobierno que llega, gobierno que se siente en la obligación de hacer su reforma fiscal, pero sin ninguna voluntad de innovar”.

Asimismo, destacó la labor de gestión que desarrolla la Agencia Tributaria, una actividad “que simplifica los trámites fundamentalmente a las personas físicas” porque a los empresarios y a los profesionales del sector “nos tienen perseguidos con obligaciones formales cada mes más complejas”.

Por otro lado, el presidente de la AEDAF también cuestionó la eficiencia del Plan de Prevención Antifraude que viene aplicando el Estado.

Candela Argumentó dicha opinión en que “la presión de la Administración Tributaria sobre los contribuyentes y los asesores fiscales no han tenido un efecto proporcional, en términos de una mayor eficacia en la detección de fraude”.

Concretamente, el presidente de los asesores fiscales españoles señaló que “esta presión ha dado lugar a casi seis millones de actuaciones de control de la Administración Tributaria durante el año 2005”.

Candela Apostó por analizar “muy bien” si eso “está justificado o no” y recordó que este año la Agencia Tributaria “quiere reducir estas actuaciones entre un 16 y un 20 por ciento”.

 

Esfuerzo excesivo

Dichas actuaciones, según Candela, “representan un esfuerzo desmesurado para los contribuyentes y asesores fiscales, de unas 20 millones de horas, que son las que han destinado a resolver las múltiples peticiones, dudas, y requerimientos de la Agencia Tributaria”.

Por todo ello, consideró que “se debería haber combatido un Plan de Prevención que ha tenido un coste excesivo para el conjunto de la sociedad”, a lo que añadió que “hoy no apoyaría un plan que, desde mi punto de vista,  ha comportado la aplicación de una medidas que han afectado a todos los contribuyentes”.

 

 

 

Publicado en: ABC| 9-11-2007